La “hojita” de mínimos comunes del Gobierno no convence a la oposición: senadores critican propuesta inicial y diputados contratacan con reforma de renta básica universal

El Mostrador, 3 de mayo 2021

Una nula acogida tuvo en la oposición la primera propuesta del Ejecutivo en el marco de las conversaciones establecidas con el Congreso. La minuta oficial se articula en ocho puntos, y en materia de ayudas sociales y pymes es donde hay más distancia, dado que el Gobierno solo ofrece “establecer un mecanismo para aumentar todavía más la cobertura del Ingreso Familiar de Emergencia”, pero no habla de renta básica universal, que es la demanda de la oposición. Según el senador Latorre (RD), el Ejecutivo no ha presentado “nada muy audaz”, mientras el senador Insulza (PS) reconoció que la propuesta “no causó una buena impresión en general”. “Me pareció bastante pobre”, remató el senador Carlos Montes (PS).  En paralelo, los diputados Matías Walker (DC), Giorgio Jackson (RD), Gabriel Boric (CS) y Camila Vallejo (PC), prepararon una reforma de renta básica universal en el marco de la alerta sanitaria por la pandemia, la cual -según el presidente de la Cámara de Diputados, el RN Diego Paulsen- “ciertamente le echa pelos en la sopa” a mesa de acuerdo para mínimos comunes.

“La verdad es que yo encontré que la propuesta era una media hojita de una página, era más un punteo (…) No tenía nada sustantivamente nuevo”. Con estas palabras el jefe del comité de senadres del Partido Socialista, José Miguel Insulza, cuestionó la propuesta preliminar que el Gobierno puso sobre la mesa este fin de semana para iniciar la discusión en la “agenda de mínimos comunes”, como la ha definido la presidenta del Senado Yasna Provoste, quien lleva la batuta de las negociaciones con el Ejecutivo.

La minuta oficial se articula en ocho puntos. Varios de ellos han aparecido en las declaraciones de la oposición, como ayudas sociales; medidas pymes; medidas tributarias; reforzamiento de recursos para el apoyo sanitario y subsidio al empleo. Pero además, introduce algunos temas, como “fortalecimiento de la Institucionalidad”, un aspecto al que aludió el Presidente Sebastián Piñera cuando se refirió a las conversaciones el sábado pasado, al igual que el reintegro de fondos previsionales, un tema con el cual el Gobierno insiste pese a la resistencia que despierta en la oposición. En ambos temas sol se mencionan los grandes titulares sin precisar el detalle.

En materia de ayudas sociales y pymes es donde hay más distancia, dado que la minuta de Gobierno solo ofrece “establecer un mecanismo para aumentar todavía más la cobertura del Ingreso Familiar de Emergencia” y “extensión post-natal durante Estado de Catástrofe”, pero no habla de renta básica universal que es la demanda de la oposición.

“Si seguimos con la lógica del IFE es probable que continúen los retiros. Lo que necesitamos es garantizar un salario básico a todas las familias de Chile mientras dure la pandemia”, dijo el senador Jaime Quintana (PPD) a La Tercera.

En cuanto a pymes, tampoco hay grandes novedades, y propone la creación de fondo Pyme COVID de 1.000 millones de dólares, para financiar subsidios, con un mecanismo más expedito. “Es un fondo que ya existe, no hay nada nuevo, por lo tanto, todavía está en una fase muy preliminar, muy ambigua, y habrá que ir concretando proyectos de ley”, comentó el senador RD Juan Ignacio Latorre.

Según Latorre, el Ejecutivo no ha presentado “nada muy audaz”, mientras el senador Insulza reconoció que la propuesta “no causó una buena impresión en general”. “Me pareció bastante pobre”, remató el senador Carlos Montes (PS).

La contrapropuesta de la oposición

La oferta que haga el Gobierno se ve condicionada por una reforma constitucional que será ingresada con las firmas de los diputados Matías Walker (DC), Giorgio Jackson (RD), Gabriel Boric (CS) y Camila Vallejo (PC), y que busca establecer una renta básica universal en el marco de la alerta sanitaria por la pandemia,  equivalente al monto de la línea de la pobreza que calcula el Ministerio de Desarrollo Social, según la cantidad de integrantes de un hogar. Además, fija como único requisito pertenecer al Registro Social de Hogares.

“Esta reforma constitucional lo que hace es reforzar el llamado de la presidenta del Senado a una renta universal de emergencia que supere la línea de la pobreza, y es consistente con la reforma constitucional presentada por diputados de la DC el 24 de marzo junto a nuestra candidata presidencial Ximena Rincón  y con la propuesta que hizo la oposición en abril de 2020”, explicó el diputado Walker.

Según el parlamentario, “la propuesta es que el costo de las crisis no la sigan pagando los trabajadores, no queremos un cuarto, quinto o sexto retiro, lo que queremos es que sea el Estado el que a través de una renta universal de emergencia pueda proteger a las familias este inverno que va a ser muy duro”.

Boric destacó que se trata de un “proyecto es transversal y técnicamente respaldado” y enfatizó que “ahora depende del Gobierno”. Pero desde el oficialismo ya presentaron sus reparos. El presidente de la Cámara de Diputados, el RN Diego Paulsen, dijo que esta contrapropuesta “ciertamente le echa pelos en la sopa” a la negociación, mientras en la bancada de diputados de Renovación Nacional acusaron a la oposición de poner en riesgo mesa de acuerdo para mínimos comunes.

“Entendiendo el difícil momento que estamos viviendo, donde está en juego nuestra democracia, hemos visto nuevamente a dos oposiciones. Una que pretende avanzar en acuerdos que mejoren la calidad de vida a los chilenos, y otra oposición que insiste en mirarse el ombligo y que actúa con un egoísmo exacerbado, con la única intención de sacar cálculos electorales. Es repudiable. Le hace mal a la política, le hace mal a la salud de nuestra democracia”, dijo Leopoldo Pérez.

En este mismo sentido, agregó que: “Parece que están jugando al policía bueno y al policía malo. Por un lado, nos envían una señal de querer llegar a acuerdos pero por otro lado, entorpecen el diálogo. En este sentido, sería importante nos aclarara la senadora Provoste cuál es la realidad, a que tenemos que atenernos”.

Por su parte, el subjefe de bancada, Andrés Longton dijo que “nos parece que los parlamentarios de oposición no deben desoír el llamado de la presidenta del Senado. No es tiempo para cálculos electorales, es tiempo para la humildad y querer avanzar en paralelo con propuestas que escapan a la agenda conjunta nos parece una señal de un nuevo golpe de estado blando a nuestra democracia. O nos sentamos a conversar, como ha pedido la senadora Provoste, o seguimos con una oposición que baila al ritmo de Pamela Jiles”.

https://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2021/05/03/la-hojita-de-minimos-comunes-del-gobierno-no-convence-a-la-oposicion-senadores-critican-propuesta-inicial-y-diputados-contratacan-con-reforma-de-renta-basica-universal/