Dirigentes y ex dirigentes estudiantiles firman carta en rechazo al nuevo sistema de financiamiento solidario del Gobierno.

La carta fue firmada por más de setenta dirigentes y ex dirigentes estudiantiles de diferentes federaciones a nivel nacional.

Dirigentes y ex dirigentes estudiantiles publicaron una carta donde rechazan la iniciativa presentada por el Ejecutivo para reemplazar el CAE por un nuevo sistema de financiamiento solidario, iniciativa que se encuentra actualmente en tramitación en la comisión de Educación del Senado.

De acuerdo a la misiva, dirigentes y ex dirigentes señalan que:

“En esta importante definición, de si retroceder o avanzar, es que valoramos que los senadores de oposición fijen una línea clara respecto a este tema. Pero esto no debe quedar solo en intenciones. Es fundamental que la voluntad política se materialice al momento de votar. Resulta imprescindible corregir la política de gratuidad, avanzando hacia un sistema de financiamiento basal con preponderancia en la educación pública, revirtiendo décadas de políticas neoliberales que han creado y profundizado una educación de mercado, altamente privatizada”.

Además, hacen un llamado a parlamentarios y parlamentarias a que reconozcan los problemas de endeudamiento que trajo el actual CAE y que se busque avanzar hacia una condonación, al menos parcial, para los actuales deudores:

“A su vez, es necesario que los y las parlamentarias reconozcan el profundo error que fue endeudar a cientos de miles de estudiantes, quienes han debido cargar con una pesada mochila por haber estudiado, por medio de los créditos estudiantiles como el CAE. El gobierno tiene la oportunidad de avanzar a través de una condonación, al menos parcial, para los endeudados y no reiterar aquellos aspectos abusivos de los que estos antiguos estudiantes han sido víctimas”.

Sobre la carta, Victor Orellana, Secretario General FECH 2005 señaló: “Esta carta es reflejo de muchos años de lucha desde el movimiento estudiantil y de fuerza social. Sin embargo, para llevar adelante estos cambios y que no sea un maquillaje más de un cambio de crédito a otro, se requiere de una mayor fuerza política. Y para ello, es preciso avanzar en la construcción de un acuerdo transversal”.

La diputada Camila Vallejo (PC), ex presidenta de la FECH del 2011 indicó: “Como ex dirigentes estudiantiles adherimos a esta carta porque vemos que las propuestas del ejecutivo no avanzan hacia un sistema de financiamiento solidario, y mantienen la lógica de endeudamiento que tanto criticamos al CAE, que por 15 años fomentó el crecimiento del lucro en la educación, así como el número de ex estudiantes que hoy se enfrentan a deudas millonarias por ejercer su derecho a educación”.

Belén Larrondo, actual presidenta de la FEUC enfatizó que: “Como estudiantes estamos convencidos que la manera de financiar la educación no es un nuevo sistema de endeudamiento, sino un sistema que sea capaz de financiar la educación entendiéndola como un derecho y no un privilegio, frente a este gobierno que retrocede como estudiantes no bajaremos los brazos y nos seguiremos manifestando para avanzar en las demandas que venimos levantando hace años por una educación pública gratuita y de calidad para todas y todos”.

Por su parte, el diputado Giorgio Jackson, ex presidente de la FEUC del 2011 agregó que este es un tema relevante y que se viene arrastrando sin soluciones reales de generación en generación. El único efecto que ha tenido esta política ha sido la de perpetuar el endeudamiento de cientos de miles de estudiantes y la mercantilización del sistema educativo.

Consultado por la carta, el senador Juan Ignacio Latorre, actual presidente de la comisión de Educación del Senado valoró la iniciativa desde dirigentes y ex dirigentes estudiantiles y enfatizó en que “es un proyecto regresivo, que retrocede respecto de lo legislado en gratuidad, que amenaza la gratuidad, fomenta el endeudamiento a los estudiantes sin generar cambios favorables para ellos significativos. Y agregó: “Es fundamental que el gobierno se abra a cambiar aspectos estructurales del proyecto para poder tramitar,  es decir si el gobierno no acoge nuestra propuesta, pondría en riesgo la idea de legislar del proyecto que reemplaza al CAE”.

Respecto de la tramitación del proyecto, este se encuentra en la comisión de Educación del Senado y el Ejecutivo retiró la semana pasada suma urgencia. Esto luego de que 24 senadores y senadoras de oposición le hicieran llegar una carta al gobierno donde exponen los puntos críticos del proyectos y las condiciones para poder avanzar en su tramitación.

Para ver carta completa, pincha aquí